Un País al borde del caos.

Como todos los días en la mañana, lo primero que hago es ver las noticias de mi País, y que sentimiento de alegría el día de hoy al ver que la gente está tomando acciones, si, esa alegría que se esconde detrás del dolor que viene, que el país ha iniciado a auto protegerse, y comprender que solo el pueblo salva al pueblo, tantos videos que están circulando, ver en uno de ellos que el mercado oriental casi cerrado, es algo casi inimaginable ver ese mostro en silencio, centros comerciales prácticamente cerrados da un sentimiento que realmente la gente está tomando conciencia de la gravedad de la situación, pero aun así hay una situación social que puede desencadenar en algo que podría agravar aún más la situación del país y a la que debemos prestar mucha atención. 

Es claro que bajo esta grave situación existen muchos sentimientos encontrados, y todos tienen razón, por un lado, se dice que debemos entrar en un proceso de cuarentena y encerrarnos, estar en la casa y no salir para evitar la propagación, y es lo más correcto en este momento, esa es la única manera de parar la propagación y controlar los focos de infección y poder salir adelante. 

Pero, por otro lado, están aquellos que también tienen razón ante la más triste situación a la que se enfrentan cada día, en nuestro país existe una gran población que primero subsiste de negocios informales, o que viven del día a día, un triste ejemplo, el Eskimero. ¿Quién ayudara a esta gente? No existe una voz que diga nosotros ayudaremos, como el caso de nuestro país vecino de El Salvador, que el presidente de ese país anuncio darle USD $300 a familias que necesiten de esa ayuda. pero en Nicaragua?  

Algo de lo que probablemente nos estamos olvidando ante esta situación, que Nicaragua en lo que va desde abril del 2018 a la fecha, las empresas han cerrado y mucha gente paso al desempleo, ahora con esta situación, tenemos una población que está a punto de reaccionar de la manera que nadie lo espera. Que va a pasar cuando esa población no tenga dinero y sus hijos lloren de hambre? No hay peor sentimiento el ver a un niño clamar por comida ¿Que creen que va a pasar en Nicaragua? Esto va a desencadenar probablemente en saqueos, robos, etc, una desobediencia social que arrastraría al país a un caos total. 

Dios salve a Nicaragua. 


Comments are closed.