Intel asesta un duro golpe a Costa Rica

GIGANTE DE LOS MICROSHIPS


Costa Rica | The Economist

Intel asesta un duro golpe a Costa Rica

 

Abandono. La empresa de microchips deja a miles de personas sin empleo y el riesgo es que otras compañías también dejen suelo costarricense

Especiales

Intel asesta un duro golpe a Costa Rica
La gigante Intel no operará más en Costa Rica, lo que supone un fuerte golpe a la economía de ese país. DREAMSTIME/END

 

Karla Blanco empezó a trabajar para Intel en 1997, cuando el gigante de los microchips abrió una fábrica en el bosque tropical costarricense. Fue contratada como experta en aduanas y comercio, y rápidamente ascendió en los peldaños profesionales.

Después de 17 años con la compañía, Blanco es uno de miles de costarricenses cuya vida ha sido cambiada por la industria de los microchips. Ahora habla fluidamente inglés y portugués, tiene un título de maestría en negocios internacionales y funge como directora de asuntos corporativos de Intel para Centroamérica y el Caribe.

El futuro parecía brillante, tanto para Blanco como para Costa Rica. Sin embargo, el 8 de abril Intel anunció planes para cerrar su fábrica costarricense y trasladar sus operaciones a China, Malasia y Vietnam.

 

Pérdidas

Para fines de año, se habrán perdido 1,500 empleos. Blanco ha estado haciendo frente a un torrente de empleados desconcertados y preguntas de los medios.

“Ha sido realmente doloroso”, dice.

El dolor se sentirá en toda la economía. Las operaciones de Intel en Costa Rica tenían un valor de alrededor de 2,000 millones de dólares al año, representando un 20 por ciento de las exportaciones del país. La empresa representó 11 por ciento de la inversión directa extranjera neta de Costa Rica entre 2000 y 2012.

Intel dice que contratará a otras 200 personas para trabajar en sus unidades de ingeniería y servicios globales en el país, que actualmente emplean a unas 1,200 personas. Sin embargo, el congresista Henry Mora, un asesor económico del gobierno entrante, estima que el cierre de la fábrica de microchips causará un descenso en el PIB de Costa Rica de hasta 0.4 por ciento en el próximo año.

Efectos

La llegada de Intel ayudó a Costa Rica a desarrollar un animado núcleo de alta tecnología que incluye a compañías como Infosys y Hewlett-Packard, la cual anunció el año pasado que trasladaría parte de sus empleos costarricenses a India. La preocupación es que, en la misma forma que la llegada de Intel desencadenó una afluencia de empresas más pequeñas, su partida pudiera causar que se fueran.

La tecnología no es la única industria afectada. Horas después de que Intel anunciara su partida, Bank of America dijo que cerraría sus operaciones costarricenses como parte de un programa de reestructuración mundial, despidiendo a 1,400 trabajadores.

Es un inicio desalentador para el nuevo gobierno del presidente Luis Guillermo Solís, quien asumirá el cargo el 8 de mayo. Solís ha prometido una campaña internacional para promover a Costa Rica como un destino de inversión, destacando su estabilidad política y su experiencia en combinar la inversión extranjera con un desarrollo local que ha tenido poco impacto ambiental. Dejando de lado las campañas de publicidad, podría abordar la costosa electricidad y la problemática infraestructura de las cuales se quejan muchos inversionistas.

Dudas

Al preguntarle si ella misma seguirá trabajando para Intel, Blanco dice que algunos altos ejecutivos le han dicho que podrá hacerlo.

“Así espero”, dice, “pero aún no sé qué haré, o cómo”. Los miles dejados sin empleo tienen preguntas similares y esperarán que el nuevo presidente les dé respuestas, y rápidamente.

 

Horas después de que Intel anunciara su partida, Bank of America dijo que cerraría sus operaciones costarricenses 2

mil millones de dólares es el valor de las operaciones anuales de Intel en Costa Rica.

20 Por ciento de las exportaciones de Costa Rica representan las ventas de Intel.

 

Intel gana 5% menos

EFE/ Intel, el mayor fabricante de microprocesadores del mundo, anunció un beneficio neto de 1,900 millones de dólares en los tres primeros meses del año, un 5% menos que en el mismo período de 2013, aunque por encima de las previsiones.

La compañía, con sede en Santa Clara (California), obtuvo así entre enero y marzo un beneficio de 38 centavos por acción, por debajo de los 40 centavos de hace un año, pero ligeramente mejor que los 37 centavos que esperaban los analistas.

La facturación de la empresa aumentó en la comparativa interanual un 1%, hasta 12,800 millones de dólares.

Crecimiento

 

“En el primer trimestre hemos visto un crecimiento sólido en el centro de datos, señales de mejora en el negocio del PC y hemos despachado 5 millones de procesadores para tabletas, logrando un gran progreso en nuestro objetivo de 40 millones de tabletas en 2014”, señaló en un comunicado el consejero delegado de Intel, Brian Krzanich.

De cara al segundo trimestre, la empresa espera lograr ventas de entre 12,500 y 13,500 millones de dólares, según adelantó.

El gigante informático registró durante 2013 un beneficio de 13% inferior al año anterior, como consecuencia de la caída de las ventas de ordenadores personales en todo el mundo, sustituidos en muchos casos por móviles de última generación y tabletas.

Entre las nuevas apuestas de la empresa para diversificar su negocio figura la venta de chips destinados a electrodomésticos y otros productos del llamado “internet de las cosas”.

Esa división de Intel logró en el primer trimestre 482 millones de dólares, un 32% más que hace un año.

Tomado de:

http://www.elnuevodiario.com.ni/especiales/317689-intel-asesta-duro-golpe-a-costa-rica

 

 


Comments are closed.